Israel y Jordania logran una tregua para la Explanada de las Mezquitas

Estándar

 

Israel-Palestina-Jordania-Conflicto_palestino-israeli-Jerusalen-Oriente_Proximo_233987447_40888669_854x480

Detectores de metales en la explanada de las mezquitas de Jerusalén – Reuters

A pesar de la retirada de los detectores de metales, Abbas anuncia que no retomará aún las relaciones con Netanyahu.

Ofer Laszewicki | Jerusalén 

26 julio, 2017 03:25

Paradójicamente, el estallido de una grave crisis en la embajada israelí en Ammán -capital de Jordania- ha sido la clave para que el primer ministro hebreo, Benjamin Netanyahu, y el rey jordano, Abdallah, lograran alcanzar un acuerdo el lunes por la noche para intentar poner fin a la violencia desatada en Jerusalén y Cisjordania en los últimos días.

El pasado domingo, un joven jordano de origen palestino de 17 años, Mohamad al-Jawawdeh, apuñaló por la espalda a un guardaespaldas de la delegación diplomática de Israel en Jordania. Zvi, seudónimo del agente de seguridad, respondió abriendo fuego con su pistola, y mató al atacante y a un cómplice que le acompañaba.

Instantes después del incidente, el gobierno israelí convocó un gabinete de emergencia, donde decretó la retirada inmediata de los 30 funcionarios de su embajada de Ammán, incluido el guardia herido, que fue tratado en el mismo edificio a la espera de recibir indicaciones.

No obstante, el gobierno jordano se opuso a la decisión, ya que pretendía investigar lo ocurrido. Por ello, cercó la embajada con policía y unidades especiales del ejército para impedir la marcha del cuerpo diplomático israelí y evitar que los manifestantes concentrados alrededor pudieran infiltrarse en el edificio. Israel alegó la inmunidad diplomática de la que gozan las embajadas para oponerse a la investigación, hecho que comportó una ruptura de relaciones momentánea.

Continuar leyendo

UN RECUERDO ALTERNATIVO A TODOS LOS CAÍDOS DEL CONFLICTO

Estándar

Israel celebra esta semana su independencia, aquel 14 de mayo del 1948 en que David Ben Gurion declaró la creación de un Estado Judío solo ocho horas después de que los británicos abandonaran definitivamente su mandato en Palestina, dejando a la suerte de judíos y árabes su futuro en la eternamente disputada tierra. La declaración emitida por Ben Gurion supuso la puesta en práctica del mandato emitido por Naciones Unidas en 1947, que preveía la partición del territorio en dos estados: uno árabe y otro judío.

Michel B. Oren relató en un ensayo las vivencias de aquel momento: “Los judíos de Palestina bailaban porqué estaban a punto de lograr uno de los acontecimientos más importantes de la historia. Un pueblo que fue exiliado de su tierra natal dos mil años atrás, que ha sufrido incontables pogromos, expulsiones y persecuciones, pero que aún así jamás renunció a su identidad. Una gente que unos años atrás fue víctima de uno de los más macabros actos de matanzas masivas que acabó con una tercera parte de los judíos del mundo. Esta gente estaba volviendo a casa como ciudadanos soberanos en su estado independiente”.

Continuar leyendo

Israel a un día del…vuelco?

Estándar

En unas horas Israel se paralizará. Antes de lo esperado. Sin apenas haber cumplido dos años de mandato, el actual premier Benjamin Netanyahu se precipitó el pasado Diciembre a romper la coalición de gobierno por divergencias con sus socios centristas. Confiado por su alto índice de popularidad del que gozó durante la primera fase de la guerra contra Hamás en Gaza el pasado verano, Bibi se apresuró nuevamente a subir al ring electoral. No obstante, la sensación de estancamiento que vive el país en varios frentes pueden acabar jugándole una mala pasada.

Continuar leyendo

Elecciones en Israel: ¿nuevo rumbo o estancamiento permanente del conflicto?

Estándar

Como era previsible, el actual gobierno de Israel se fragmentó el pasado mes diciembre sin apenas haber culminado dos años de su mandato. La variopinta coalición de gobierno, que agrupaba desde partidos centristas a ultraderechistas, se dilapidó cuando el primer ministro, Benjamin Netanyahu, anunció la destitución de sus socios Yair Lapid y Tzipi Livni, a los que acusó de ejercer de oposición desde dentro del gobierno de la nación. Inmediatamente, el premier israelí convocó nuevos comicios electorales, que se celebraran el próximo 17 de marzo y servirán para definir qué rumbo tomará Israel en los próximos años.

Continuar leyendo